Coming Up Wed 1:00 PM  AEST
Coming Up Live in 
Live
Spanish radio

Australia anuncia un plan de tres etapas para aliviar las restricciones y reactivar la economía

Scott Morrison speaks during a press conference following a national cabinet meeting. Source: Getty

El gobierno federal anuncia un plan de tres etapas que apunta a reiniciar en julio los viajes interestatales, la apertura de negocios y las reuniones de 100 personas.

Con la frase "llegó la hora de salir de las cobijas”, el primer ministro Scott Morrison declaró que en la primera etapa del plan se aliviaran las restricciones que aplican a los restaurantes, cafés, tiendas, bibliotecas, centros comunitarios, parques con juegos infantiles y centros de entrenamiento físico y se permitirán las reuniones de 10 personas en lugares públicos.

Los hogares también podrán alojar a cinco huéspedes y se permitirán viajes a diferentes partes del país y zonas regionales.

"Hoy avanzamos con la reapertura de nuestra economía y nuestra sociedad, con un plan claro y un marco claro, que indica a los australianos el camino a seguir", dijo Morrison después de la reunión de gabinete el viernes en la cual asistieron los líderes estatales y territoriales, con quienes Morrison se reunirá cada tres semanas para evaluar el progreso del plan.

The Roadmap to a COVIDSafe Australia
Federal government

"Habrá brotes, habrá más casos, habrá contratiempos. No todo irá de acuerdo a lo planeado ... Pero no podemos permitir que nuestro miedo a retornar al pasado nos impida avanzar".

"Puedes quedarte escondido debajo de las cobijas para siempre y nunca enfrentarás ningún peligro, pero en algún momento tenemos que salir ".

Si bien el plan del primer ministro apunta a que el país alcance la tercera etapa en julio, los líderes de los estados y territorios determinarán exactamente cuándo las restricciones serán retiradas por completo.

Al explicar el plan, el director médico Brendan Murphy aclaró que, en la primera etapa, los cafés y restaurantes tendrán que cumplir con las restricciones que especifican un límite de 10 personas, lo que implica que muchos negocios "no podrán abrir".

"Muchos de los negocios que venden comida para llevar pueden comenzar a servir comida en sus establecimientos a 10 clientes a la vez en mesas distanciadas una de otras ", dijo, y agregó que el mismo límite se aplica a las bibliotecas y centros comunitarios.

Próximas etapas

La segunda etapa del plan permitirá la reapertura de gimnasios, salones de belleza, centros de deportes comunitarios, cines, galerías, parques de atracciones, viajes interestatales y reuniones de hasta 20 personas.

Para julio, Morrison dijo que espera haber pasado por la primera y segunda etapa del plan en anticipación a la etapa final, que vería a "la mayoría de los trabajadores "retornar a sus sitios laborales” y a los pubs y clubes reabrir al público. En julio, durante la etapa final, el gobierno espera poder permitir reuniones de hasta 100 personas y viajes interestatales.

En este sentido, también se considerarán los viajes internacionales a Nueva Zelanda y a las Islas del Pacífico y habrá algunas exenciones para estudiantes internacionales.

Sincronización del plan

Al revelar el plan, admitió que habría algunas inconsistencias en cómo y cuándo las medidas serían adoptadas por los estados y territorios. "Los estados deben  moverse a su propio ritmo, y adaptaran este plan a sus circunstancias locales", dijo, pero señaló que esperaba que algunos líderes estatales y territoriales hicieran anuncios sobre restricciones "más tarde hoy".

Agregó que Australia Occidental, Australia del Sur y el Territorio del Norte ya están en la primera fase, y que la situación para los estados en la coste este es muy diferente.

"Pero todo el país quiere llegar al mismo punto final; una economía segura con COVID-19", dijo.

Por su parte la premier de Queensland, Annastacia Palaszczuk, afirmó que introduciría la primera etapa del plan, incluidas las reuniones más numerosas y la reapertura de algunos negocios, el sábado, mientras que el premier de Victoria, Daniel Andrews, anunciará su decisión el lunes.

El viernes, Nueva Gales del Sur, el estado más afectado por el virus reportó solo cuatro casos nuevos en las últimas 24 horas.

Sin embargo, todavía están apareciendo nuevos casos de contagio en un hogar de ancianos en Sídney y en un matadero de Melbourne, elevando el número en Victoria a 13.

El profesor Murphy instó a todos los australianos a continuar "haciendo su parte" para frenar COVID-19, que todavía está infectando a personas en Australia. Pidió que se respete el distanciamiento social de 1,5 metros entre personas y que se mantengan estrictos hábitos de higiene y lavado de manos.

“Tenemos números muy bajos, pero el virus todavía está aquí, todavía está en nuestra comunidad", dijo. "Por eso, a pesar de nuestra muy buena posición, debemos ser muy cautelosos ".

Las personas en Australia deben permanecer al menos a 1,5 metros de distancia de los demás y las reuniones se limitan a dos personas, a menos que estén con su familia en un hogar.

Si cree que puede haber contraído el virus, llame a su médico (no lo visite) o póngase en contacto con la línea nacional de información sanitaria sobre el virus de la coronavirus en el 1800 020 080. Si tiene dificultades para respirar o está experimentando una emergencia médica, llame al 000.

SBS se compromete a informar a las diversas comunidades de Australia sobre los últimos avances de COVID-19. Las noticias e información están disponibles en 63 idiomas en sbs.com.au/coronavirus.

 

This story is also available in other languages.