Coming Up Fri 1:00 PM  AEST
Coming Up Live in 
Live
Spanish radio
Breaking

El presupuesto federal de Australia registra un déficit récord debido a la crisis del coronavirus

Prime Minister Scott Morrison and Treasurer Josh Frydenberg have unveiled a budget to tackle the coronavirus crisis. Source: SBS News

El presupuesto federal de 2020 contiene el mayor déficit de la historia de Australia debido a los planes del Gobierno de invertir para adquirir seguridad para la población durante la incertidumbre de la pandemia de coronavirus.

 

Australia registrara un déficit presupuestario de $ 213,7 mil millones en 2020/21 con una deuda neta de $ 703 mil millones, debido a la inversión gubernamental en infraestructura, salud y defensa durante la peor crisis económica mundial desde la Gran Depresión.

El gobierno federal presentó el martes su presupuesto federal, el más generoso hasta la fecha, con un plan para recortar impuestos sobre la renta para millones de australianos con el fin de estimular la economía devastada por la pandemia del coronavirus.

El presupuesto tan esperado predice que el asombroso déficit de $ 213.7 mil millones en 2020/21 caerá a $ 66.9 mil millones para 2023/24, mientras que la deuda neta del país alcanzará un máximo de $ 966 mil millones en junio de 2024.

El nuevo pronóstico de déficit está muy lejos del superávit de $ 6.1 mil millones pronosticado en diciembre antes de que comenzara la crisis por COVID-19 y la economía entrara en su primera recesión desde principios de la década de 1990.

Pero el tesorero Josh Frydenberg se mantuvo optimista en su discurso mientras entregaba el presupuesto el martes por la noche, diciendo que los australianos "son fuertes" y superarían la crisis juntos.

“La Gran Depresión y las dos guerras mundiales no pusieron a Australia de rodillas; tampoco lo hará COVID-19 ”, dijo.

Treasurer Josh Frydenberg hands down his second Federal Budget.
Treasurer Josh Frydenberg hands down his second federal budget.
AAP

El presupuesto predice que el desempleo alcanzará un nivel máximo del 8 por ciento en el trimestre de diciembre de este año, antes de caer al 6,5 por ciento en el trimestre de junio de 2022 a medida que la económica se recupere.

Mientras tanto, se espera que el PIB real caiga un 3¾ por ciento en 2020 antes de recuperarse para crecer un 4¼ por ciento en 2021.

Mathias Cormann and Josh Frydenberg
Minister for Finance Mathias Cormann and Treasurer Josh Frydenberg head to the budget lockup at Parliament House.
AAP

'Incertidumbre sustancial'

Los pronósticos se basan en la suposición de que una vacuna COVID-19 estará ampliamente disponible para fines de 2021, a pesar de las advertencias de que puede no ser lo suficientemente efectiva o generalizada como para que la economía vuelva a la normalidad.

El presupuesto también asume que los brotes localizados se contendrán en gran medida y que la segunda ola en Victoria se controlará, como se espera en la hoja de ruta del gobierno estatal.

'Un plan de recuperación'

Las medidas presupuestarias para estimular la economía incluyen adelantar los recortes de impuestos sobre la renta para más de 11 millones de australianos e implementar la medida de manera retroactiva a partir del 1 de julio.

Frydenberg dijo que las personas de ingresos bajos y medios recibirían una desgravación fiscal de hasta $ 2,745 para solteros o hasta $ 5,490 para familias de ingresos dobles en 2020-21.

“Los australianos tendrán más de su propio dinero para gastar en lo que quieran, y así generaran miles de millones de dólares de actividad económica y se crearan 50.000 nuevos puestos de trabajo”, dijo.

También habrá un nuevo subsidio (JobMaker) para empleadores que contratan a jóvenes australianos de entre 16 y 35 años que están recibiendo JobSeeker.

El subsidio incluye unos $ 200 a la semana para los menores de 30 años y $ 100 a la semana para los que tienen entre 30 y 35 años. Los empleados deberán trabajar al menos 20 horas a la semana.

Otras inversiones costosas incluyen $ 4.5 mil millones para actualizar la Red Nacional de Banda Ancha y $ 1.5 mil millones para diseñar una estrategia para el sector manufacturero.

Se adelantarán proyectos de carreteras y ferrocarriles por un valor de $ 7.5 mil millones para que la economía australiana vuelva a reactivarse.

Mientras tanto, el gobierno también invertirá gastos récord en salud y defensa.

"Estamos aportando $ 1 mil millones en gastos de defensa planeados para respaldar el empleo, y extenderemos una gama de programas en el sector de la salud, incluyendo servicios para ayudar a los ex combatientes de guerras en su transición a la vida civil", dijo Frydenberg.

El gasto en salud alcanzará los $ 111.5 mil millones en 2020-21. Esto incluye apoyo adicional para la salud mental y una estrategia de salud para lidiar con coronavirus.

- Con AAP

This story is also available in other languages.
Show languages