Coming Up Thu 1:00 PM  AEST
Coming Up Live in 
Live
Spanish radio

Un sapo de caña venenoso llega cerca de Sídney y causa la alarma

Scientists have cracked the DNA code of the cane toad, giving hope they can finally be controlled. (AAP)

El hallazgo preocupa a los expertos, ya que significa que la especie podría adaptarse a climas más frescos y extenderse por otras zonas del país.

Un ejemplar del venenoso sapo de caña ha sido encontrado en la costa central de Nueva Gales del Sur, cerca de Sídney,  algo que ha preocupado a los expertos, ya que este hallazgo significa que la especie podría adaptarse a climas más frescos.

El batracio, una plaga invasora, se encontraba junto a una presa en una granja de Somersby, cuando fue descubierto por un residente.

La familia lo capturó y lo llevó al cercano Parque de Reptiles de Australia.

El descubrimiento ha sido calificado de "alarmante" por el gerente general del parque, Tim Faulkner, dado el clima más fresco del lugar donde ha aparecido.

"Es extremadamente alarmante ver uno aquí, y solo podemos esperar que se tratara de un incidente único y no se hayan reproducido", dijo Faulkner en un video publicado en los medios.

Los sapos de caña, conocidos por su propagación en el norte de Australia después de que fueran introducidos en Queensland en la década de 1930, se han establecido en el norte de Coffs Harbour durante los últimos 20 años.

Se cree que el clima más fresco al sur de Coffs Harbour había impedido hasta ahora que se movieran hacia NSW. Un aumento en los avistamientos ha llevado a la preocupación de que la especie pueda adaptarse al clima en las partes más bajas del este de NSW.

Una vez que los anfibios se reproducen, engendran millones de renacuajos y si se adaptan al frío, amenazan la vida silvestre nativa en Nueva Gales del Sur, agregó Faulkner.

"Si los sapos pueden superar el clima frío y moverse hacia el sur, nuestras especies nativas enfrentarán una inmensa amenaza", dijo.

"Los casos de extinción de vida silvestre nativa se han producido debido al sapo de caña".

Cuando son atacados o mordidos por otros animales, los sapos excretan un veneno que mata a cualquier animal que intente dañarlos.

Tres sapos de caña fueron vistos en la región de Hunter a principios de este año. Uno de ellos le produjo la muerte a un perro.

El Departamento de Industrias Primarias de NSW dijo que a veces los anfibios son transportados accidentalmente viajando en los compartimentos de carga desde Queensland o el noreste de NSW a otras partes del estado.

Cualquier avistamiento debe informarse al Departamento de Industrias Primarias y es necesario enviar las fotos del animal para su identificación.

Capture con cuidado al animal con guantes, anteojos y mangas largas y colóquelo en un recipiente ventilado con un poco de agua, dijo un portavoz de DPI a AAP en un comunicado.

El DPI advierte que las personas deben abstenerse de dañar al animal ya que podría ser confundido con una rana nativa.

 

Source AAP