SBS Radio App

Download the FREE SBS Radio App for a better listening experience

Advertisement
Crece la incertidumbre y el pánico entre los trabajadores con visas 457 y el sector empresarial tras la súbita cancelación del visado por parte del gobierno, informaron asesores de inmigración.
Spanish
Source:
SBS News
19 Apr 2017 - 5:37 PM  UPDATED 19 Apr 2017 - 6:58 PM

El primer ministro Malcolm Turnbull anunció el martes que aboliría el programa de visas para inmigrantes calificados, argumentando que era hora de darle prioridad a los trabajadores australianos. Pero el anuncio ha recibido una respuesta mixta por parte de los asesores de inmigración, que dicen que en general el anuncio es poco claro.

"Todo lo que tenemos en este momento es un anuncio que contiene muy pocos detalles, no hemos visto ningún proyecto de ley o la legislación sobre la cual podríamos comentar, salvo las pocas declaraciones formuladas por el primer ministro en un tono maternal, para hacer sentir bien a la gente, diciendo que en primer lugar quiere puestos de trabajo para los australianos, que él  sostiene los valores de Australia, etcétera, ¿pero que significa esto? ", dijo Michael Walker, gerente de servicios de visas de TSS Immigration.

TSS Immigration se especializa en 457 visas y la firma tiene en su base de clientes grandes empresas de la industria de la hostelería.

Walker describió el anuncio como un "truco publicitario" que ha provocado la incertidumbre entre el sector empresarial y los trabajadores y solicitantes de visas 457.

El abogado de inmigración Chris Johnston dijo que los sorpresivos cambios no han dado a la gente tiempo para planificar.

"La forma en la que se está implementando es muy abrupta", dijo.

El programa de visa 457 será reemplazado por un plan que incluye dos visas temporales nuevas para que las personas calificadas puedan trabajar en Australia como parte de un programa de corto y mediano plazo.

El gobierno ha reducido el número de profesiones y oficios y los requisitos para solicitar estas dos visas nuevas son más estrictos e incluyen mayor experiencia laboral y dominio del idioma inglés.

Johnston dijo que según los detalles disponibles parecería que las industrias biotecnológicas y de TI serían las más afectadas.